Enter your keyword

¿Qué son los tratamientos faciales?

¿Qué son los tratamientos faciales?

¿Qué son los tratamientos faciales?

 

Las llamadas “patas de gallo” son uno de los problemas a los que nos enfrentamos las mujeres a cierta edad. Es por ello que los tratamientos faciales han sido nuestra salvación durante los últimos años. Hoy en día existen muchos productos y técnicas que nos ayudan a atenuar esas molestas líneas de expresión.

La industria cosmética ha invertido tiempo y dinero en estudios, con el fin de lograr conseguir procedimientos efectivos para hidratar la piel, eliminar manchas y acné y mejorar la flacidez, por lo que existen en el mercado una gran variedad de tratamientos faciales para el rejuvenecimiento de la piel.

 

En qué me ayuda el tratamiento facial

 

Algunas personas ante la pregunta de ¿qué son los tratamientos faciales?, puede pensar que sólo es una forma de vanidad, sin embargo, aunque en parte es cierto, también se trata de considerar un poco la importancia de la salud de nuestra piel.

Cada día crece más la demanda de servicios en los cuales se puedan conseguir soluciones a los efectos del tiempo, no se trata de aferrarnos a milagros y promesas de la eterna juventud, sólo a la esperanza de recibir un tratamiento que nos garantice el rejuvenecimiento y la eliminación de problemas como manchas y líneas de expresión.

Entre las diferentes alternativas que tenemos en tratamientos de estética y belleza, se encuentran los peelings, mascarillas, tratamientos de radiofrecuencia y cirugías para la piel. Este tipo de tratamientos faciales buscan reducir las líneas de expresión, dar lozanía y corregir efectos del envejecimiento.

tratamientos faciales

            A cierta edad, nuestro cutis comienza a perder su tonalidad y luz natural, esto sucede por el paso del tiempo y debido a que es una de las zonas del cuerpo que recibe más cantidad de rayos solares, cambios de temperatura y algunos otros elementos climáticos, así como patologías como alergias, acné o lesiones que hacen mella en nuestro rostro.

 

En qué consiste el tratamiento facial

 

El tratamiento facial es un proceso en el cual se limpia de manera profunda la piel, retirando las células muertas que se han acumulado en ella con el paso del tiempo. Existen diferentes tratamientos faciales que ofrecen soluciones para devolver el brillo y lozanía al rostro.

Algunos son tratamientos invasivos y otros no, en este caso es importante asesorarse bien en cuanto a los beneficios y contraindicaciones de cada tratamiento, antes de decidirse a tomarlo.

Igualmente, cada tratamiento facial ofrece diferentes soluciones que pueden ser permanentes o no, dependiendo del tipo de lesión que tenga la persona. Es importante consultar a un especialista, ya que éste es el que puede saber exactamente cuál es el tratamiento adecuado y está facultado para llevarlo a cabo.

 

Tipos de tratamiento facial

 

Como ya lo dijimos existen diversos tipos de tratamientos faciales, los cuales se aplican de acuerdo a las exigencias y necesidades de la persona que lo va a recibir. He aquí las últimas tendencias.

  • Peelings faciales: Este tratamiento consiste en tratar la piel a base de químicos, que queman la superficie de la piel hasta una profundidad que será determinada por el médico tratante.

Con este tratamiento se eliminan células muertas acumuladas en la epidermis, a través del producto químico, el cual elimina esa capa de piel renovándola por completo.

En este proceso se eliminan líneas de expresión, marcas de acné, manchas, entre otros.

  • Implantes: Este método consiste en injertar sustancias particulares en la piel, con la finalidad de rellenar las imperfecciones generadas por las arrugas. Generalmente estas sustancias son el colágeno, silicona, grasa corporal propia.
  • Cirugía láser: Es una de las técnicas más recientes utilizadas para los tratamientos faciales. Su campo de acción abarca signos de envejecimiento, que vemos en nuestro centro de estética para las arrugas, estrías venas rotas, marcas de acné, manchas entre otros. Así mismo, se puede utilizar para reafirmar la piel, logrando beneficios parecidos a los del peeleng.

En resumen, los tratamientos faciales son una gran alternativa para lograr detener las secuelas del envejecimiento, pero su éxito radica en comenzar a una edad temprana y mantenerlos en el tiempo.

Lo importante es la prevención, ya que una piel bien cuidada puede evitar tener que optar a una cirugía, y que vemos en Indiba que implica costos y efectos secundarios no deseados. Te recomendación experimentar cualquier de estos métodos, para que así luzcas siempre radiante.